Ad image

Las palabras del lector ante el cierre de El Sol de Hidalgo

Javier Peralta
9 Min Read

RETRATOS HABLADOS

El pasado 9 de mayo, en la columna que escribo, detallé que cumplidos 75 años de vida el mes de abril del presente año, “El Sol de Hidalgo” cerraría sus puertas el próximo 30 de mayo. 

Lectores interesados de siempre en los medios de información hidalguense y en el devenir de su entidad natal, me escribieron para corregir, con vivencias de primera mano, el error cometido en la fecha de nacimiento del rotativo citado, y que tuvo como origen directo, dar a conocer la gravísima inundación sufrida en la capital del Estado, el 24 de junio de 1949.

Así las cosas, corrijo, no sin antes ofrecer una disculpa a cada uno de las personas que amablemente nos leen todos los días en el impreso, y en nuestra versión digital. El Sol de Hidalgo, salió a la luz pública un sábado 25, o un domingo 26 de junio del 49, con un despliegue informativo amplio de la tragedia vivida por los habitantes de la capital hidalguense. 

El texto debió haber sido de la siguiente manera: “A escasos 45 días de cumplir 75 años de vida, el diario El Sol de Hidalgo, cerrará sus puertas de manera definitiva el próximo 30 de mayo de 2024…”

Transcribo los correos recibidos de nuestros lectores, todos interesados en el medio informativo, en sus trabajadores, y por supuesto, en el recuerdo, la memoria que siempre da vida al presente.

EL PRIMERO, DE RAFAEL RODRÍGUEZ CASTAÑEDA (homónimo del también pachuqueño y Director General de la revista Proceso):

Salud, Javier E. Peralta

Uno de mis hermanos que vive en Pachuca me ha enviado el siguiente enlace (captura de pantalla), que muestra el recorte de una nota periodística cuyo título es El Sol de Hidalgo cierra sus puertas, de la cual su nombre aparece como autor. No muestra la fecha de publicación, que si no fue hoy, 9 de mayo de 2024, supongo que el diario publicó un día de estos.

El contenido de la nota me ha dado varias sorpresas, comenzando por el anuncio mismo de la desaparición del diario impreso. Otro dato sorprendente fue saber que El Sol de Hidalgo comenzó a publicarse en abril de 1949 —el artículo no especifica el día.

  Siempre creí el número inaugural de El Sol… había aparecido el sábado 25 o el domingo 26 de junio de 1949, es decir, al día siguiente o dos días después de la inundación que ocasionó la tromba del viernes 24. Yo tenía entonces ocho años, y mi padre llegó a la casa con un ejemplar del diario, cuya primera plana consignaba, en varias notas, los dramáticos acontecimientos de aquel viernes.

  Por ese tiempo Pachuca carecía de un diario. Hubiera sido imposible que Renovación, el periódico que editaba don Jesús Castañeda con cierta regularidad, una o dos veces por semana, apareciera oportunamente con esa información sensacional porque la inundación inutilizó el linotipo en que se hacía la composición de las columnas. Don Jesús era mi tío, y los adultos comentaban casa lo oportuna que había sido la respuesta periodística de la entonces llamada “Cadena Editorial García Valseca”, que imprimió aquel primer Sol en alguno de sus talleres del Distrito Federal y los envió de inmediato para que se vendiera en Pachuca.

La carretera México-Pachuca de entonces era angosta, y por primera vez, los dos carriles se convirtieron durante todo el día siguiente en una fila interminable de vehículos con gente que ansiaba llegar a Pachuca para conocer la suerte de sus amigos y familiares, cuando se enteraron de los desastres que había ocasionado la inundación.

  Supongo que habrá previsto usted la ola de reacciones que habrá ocasionado la noticia que publicó en lo que parece ser Laguna de voces: una columna regular. Con observaciones discutibles como la idea de que el primer ejemplar de El Sol se publicó en junio y no en abril, será posible que los lectores y los antiguos colaboradores del diario, configuremos una especie de resumen o de obituario colectivo de la publicación que está por apagarse.

Rafael Rodríguez Castañeda

EL SEGUNDO, DE DON

SERGIO GERARDO LÓPEZ RIVERA:

Javier E. Peralta

Periódico Plaza Juárez

Pachuca, Hgo.

 En el año de 1949 vendía periódicos en un puesto metálico situado en la calle de Guerrero, que estaba situado frente a la panadería La Concha. Como cada tarde, el viernes 24 de junio de ese año, unos minutos antes de las 17 horas, fui a la plaza Independencia, a la distribuidora de periódicos que estaba en un pequeño local junto al Hotel Greenfield, a recoger ejemplares del periódico vespertino Ultimas Noticias. Pude retirarme de inmediato, pero me quedé a discutir con el encargado. Quería que me diera un pin del día del voceador. Tenía 10 años.

A las 5 en punto se desató un aguacero que minutos después sé convirtió en granizada y tormenta. No voy a abundar en qué pasó después, porque mi relato de ese día está publicado en el libro Mi Pachuca, 70 cartas a la Bella Airosa, publicado por el Ayuntamiento de Pachuca en diciembre de 2009 gracias a Raúl Arroyo, promotor de la publicación y promotor del proyecto.Lo que me interesa destacar es que el sábado 25, o tal vez el domingo 26 de ese mes, apareció publicado el primer número de El Sol de Hidalgo. 

Lo menciono porque yo vendí en la calle ese número, profusamente ilustrado con fotografías de las calles céntricas inundadas. El primer número y los subsecuentes fueron impresos en la Ciudad de México y, por tanto, llegaban por la tarde a Pachuca.

Así que no se publicó en el mes de abril, como usted indica en su columna periodística El Sol de Hidalgo cierra sus puertas, que me enviaron de Pachuca.

Soy Sergio Gerardo López Rivera, pachuqueño. Nací en el Barrio de El Arbolito en 1938. Tengo, por tanto, 85 años cumplidos. Soy licenciado en Derecho egresado de la UNAM, generación 1957- 1961.

Su servidor

Luis Gerardo López Rivera

EL TERCERO,

DE DON RAFAEL CARRILLO:

Señor Javier Peralta:

Buen día. Leí su nota el día de hoy sobre el cierre del Sol de Hidalgo. Sin duda hay quienes tenemos muchos recuerdos de este diario. Mi pregunta es si como comunidad hidalguense habrá alguna forma de rescatar al diario y que continúe. No lo sé… pero podría haber alguna opción.

Agradezco mucho en lo posible su comentario. Gracias 

Atte. Antonio Carrillo

EL CUARTO, DE ROSY MARTIN:

En tu columna me entero del inminente cierre del Periódico El Sol de Hidalgo.

Como tú bien dices, al margen de si compartimos o no la línea editorial, yo lamento su cierre.

Por ser un medio impreso y me niego a que lo impreso desaparezca, algún día.

A Don Fausto Marín (que no Martin, como mi apellido) le guardo afecto y gratitud.

Me permitió colaborar, con una participación semanal, hace tantísimos años, cuando regrese al terruño, prácticamente recién egresada de la licenciatura y Especialidad, de la UNAM.

Ante la dificultad de abrazar solidariamente a cada uno de los colaboradores de todos los niveles jerárquicos, el abrazo te lo envío a ti, solicitándote se lo hagas llegar a quien puedas.

Les doy las gracias a cada uno, una, por su dedicación.

Rosy Martin

Hasta ahí sus comentarios, amables lectores.

Mil gracias, hasta mañana.

jeperalta@plazajuarez.mx

Loading

Share This Article