Ad image

Vinícius y su firme camino al Balón de Oro

Agencia EFE
3 Min Read
Agencia EFE

Una eliminatoria más, en el momento clave en el que se deciden los grandes partidos, el brasileño Vinícius Junior volvió a ser decisivo. Heredero en el Real Madrid en una década inolvidable de éxitos, del papel que ejercía Cristiano Ronaldo y pasó a Karim Benzema. Referente absoluto del triunfo ante el Bayern, con su doblete de Múnich, y los continuos intentos en el Santiago Bernabéu hasta derribar el muro alemán en un paso más de firmeza hacia el Balón de Oro.

La leyenda de Vinícius ha dado un salto en el torneo de mayor prestigio con un papel estelar en las eliminatorias. Asumiendo el liderazgo para situar al Real Madrid a un paso de su decimoquinta Copa de Europa.

Enfrentado a jugadores con los que compite por el Balón de Oro, el rendimiento de Vinícius, su búsqueda constante y sin desaliento en cada acción del partido, le da ventaja en el presente. 

El noruego Erling Haaland firma una temporada irregular en el Manchester City, eliminado por el Real Madrid de la ‘Champions’ en una eliminatoria en la que no apareció; a Kylian Mbappé le añoró el PSG en los partidos clave para no quedarse en un nuevo intento en vano de proclamarse campeón; con el goleador Harry Kane se decantó la balanza en la vibrante semifinal de ‘Champions’. Los tres, junto a su compañero Jude Bellingham, se perfilan como grandes rivales por un galardón individual que es un salto en la carrera de un futbolista.

Y es que Vinícius firmó ante el Bayern una noche inolvidable en la que superó sus mejores registros en varias facetas. Completó su partido con más regates de la temporada en la Liga de Campeones, hasta trece completados para convertirse en pesadilla para Kimmich y cualquiera de sus compañeros que acudiese a las ayudas. 

El encuentro de la carrera de ‘Vini’ en el Real Madrid en el que intentó más regates en zona peligrosa, próxima y anexa al área rival, con seis acciones, y el que más completó, un pleno en sus seis intentos. Desequilibrando siempre. Sin nadie que le pusiera freno especialmente en una segunda parte en la que absorbió todo el protagonismo ofensivo madridista.

Loading

Compartir Este Artículo