Ad image

Bastardo danés

Jorge Carrasco
2 Min Read

CINE DE HOY

En esta ocasión vamos a hablar de “El bastardo” de Nikolaj Arcel, basado en una novela histórica de Ida Jenssen, que se acaba de estrenar en la Cineteca Nacional y en la cartelera comercial.

Luego de 25 años en el ejército alemán, el capitán Ludvig Kahlen (Mads Mikelsen) regresa a su natal Dinamarca, con el sueño de convertirse en un noble terrateniente.

Reclama para ello un desolado páramo que el rey ha destinado a quien lo trabaje, pero para su desgracia, el terreno también es codiciado por el tiránico noble Frederik De Schinkel (Simon Bennebjerg), quien quiere desposarse con su prima Edel Elene (Kristine Kujath Thorp), quien lo desprecia por tiránico y mujeriego.

Ese es el motor de “El bastardo” de Nikolaj Arcel, basado en una novela histórica de Ida Jenssen, que se acaba de estrenar en la Cineteca Nacional y en la cartelera comercial.

El filme es un enfrentamiento de clases entre un hombre pobre, seguramente bastardo de un gran señor, y un aristócrata alcohólico y cruel, del que salen huyendo matrimonios como el de Ann Barbara (Amanda Collin) y Anton (Gustav Lindh), quien es nárbaramente quemado vivo por Frederick.

El director de “Un asunto real” consigue una espléndida recreación histórica con una bella fotografía de Rasmus Videbaeck y unas espléndidas actuaciones a las que hay que añadir la de Melina Hagberg, como la pequeña Animal Mus.

“Bastarden” resulta pues un filme muy recomendable que muestra que no son necesarios los títulos nobiliarios para ser feliz.   

Loading

Share This Article